María Eugenia Vidal: “No usamos la Provincia como trampolín”

La gobernadora se puso al hombro el cierre de campaña de Cambiemos. Encendida defensa de su gestión y respaldo a sus candidatos. "No aflojes", mantra de campaña.

Con la gobernadora María Eugenia Vidal en el centro de la escena, Cambiemos Buenos Aires tuvo un cierre de campaña antes de las inminentes primarias; el lugar elegido fue el emblemático Centro Asturiano de Vicente López. Allí, la mandataria llamó a plebiscitar con el voto su gestión.

“Sabemos que tenés problemas, pero el resto de los candidatos no te los pueden solucionar. Fueron parte del mismo sistema que gobernó la Provincia 25 años”, disparó.

La escuchaban las primeras planas del Estado nacional y provincial, rodeándola en un auditorio 360°. En primera fila se sentaron el jefe de Gabinete, Marcos Peña; la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; el ministro de Justicia, Germán Garavano; de Educación, Alejandro Finocchiaro; el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y su vice Diego Santilli; el vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador; el responsable de la seguridad provincial, Cristián Ritondo, entre otros funcionarios de alto nivel. Tampoco faltaron los intendentes de Cambiemos de la Primera y Tercera Sección y legisladores provinciales.

Por su parte, el presidente Mauricio Macri se encontraba en Córdoba apoyando la lista encabezada por Héctor Baldassi, y su discurso fue transmitido en directo por pantalla gigante en la previa del acto.

Más lejos, mezclados entre los militantes que colmaron el microestadio de la Avenida Libertador, se ubicaron concejales y funcionarios municipales. Cuando el intendente local, Jorge Macri, en su rol de anfitrión nombraba a los presentes, los jefes comunales eran ovacionados por sus respectivas “hinchadas”.

LA “LEONA” VIDAL

Jorge Macri presentó a la máxima funcionaria bonaerense como “una leona”. “Me acuerdo hace dos años en este mismo lugar que dijimos que era posible una mujer gobernadora. Y lo hicimos. Y no es sólo una mujer, es una leona”, elogió. “En ese momento dábamos el primer paso para salir de ese lugar de odio, pero este domingo tenemos que ayudar a la leona porque tiene que enfrentar a una jauría de hienas”, graficó.

La mayoría de las encuestas estiman un triunfo de Unidad Ciudadana. Incluso la elaborada por Managment&Fit, consultora muy apreciada por los estrategas macristas, señala que Cristina de Kirchner sacaría 4 puntos a Esteban Bullrich. Por eso, con un discurso muy aceitado y centrado en su figura, María Eugenia Vidal confía que su buena imagen arrastre votos a las listas de Cambiemos.

“Quienes te dicen que hacemos todo mal son los que se llevaron toda la plata del PAMI y de ANSES para hacerte creer que estabas bien, pero íbamos a terminar siendo como Santa Cruz o Venezuela”, alarmó, desatando una larga ovación que puso a todo el estadio de pie.

“Por eso tenés que creer que estamos en el camino correcto, porque no hacemos lo mismo que los anteriores”, añadió. “Vos tenías los pies en el barro, te seguías inundando, es asfalto no llegaba, y la cloaca y el agua quedaban siempre para la siguiente gestión”. Y “hoy vivís en una provincia donde hay obras en los 135 distritos, algunas que esperaban décadas”.

Además, sostuvo que “cuidamos y generamos trabajo, porque es mentira que eso no nos importa”. Mencionó la reactivación de las actividades rurales, de las autopartistas y el caso Cresta Roja, aunque allí sólo una parte de los despedidos mantuvo sus empleos.

Atenta a las proyecciones políticas de las otras listas dijo, “este equipo no está para la foto, no son testimoniales ni quieren ser presidentes, no usan a la provincia como trampolín para nada”, en relación con los precandidatos macristas. “No vienen a saltar sobre suelo bonaerense sino que se afirman y vienen a cuidarnos”, remarcó.

Por eso, la mandataria respaldó a los postulantes para senadores y diputados nacionales, señalándoles virtudes. Comenzó por Bullrich, aspirante a senador; “tengo mucha tranquilidad porque yo lo vi a Esteban terminar con el frío en el invierno de todas las escuelas después de años de gobiernos que decían que se preocupaban por los chicos”, señaló, y siguió, “lo vi llevar el inglés desde primer grado a todos los chicos de la Ciudad, y la computadora a cada chico desde el jardín de infantes, haciendo que las familias de la Ciudad vuelvan a mandar a sus hijos a la escuela pública, mientras en el resto del país pasaba lo contrario”, afirmó la gobernadora

Y continuó con Gladys González. “Quién puede dudar de su valentía, que así como la ven con cara de buenita, se llevó puesto un sindicalista corrupto y lo metió preso”, remarcó, y generó una de las más grandes ovaciones de la noche en Vicente López.

También ponderó a Graciela Ocaña por “su fuerza e integridad” y porque “toda la vida se dedicó a los adultos mayores”; a Guillermo Montenegro porque “demostró a todos los argentinos que podía haber una policía honesta y profesional”, en relación a la Policía Metropolitana.  Y también a Héctor “Toty” Flores, “quien perdió su empleo en 2001,  pero dejó los piquetes para generar trabajo”, celebró.

EL “DREAM TEAM”

La “hormiguita” Ocaña calificó a las nóminas oficialistas como un “dream team”. La precandidata a primera diputada reconoció que “faltan cosas, pero no queremos volver al pasado. Este equipo no afloja porque ustedes no aflojan”, agregó, repitiendo el “no aflojes” que el macrismo repite como mantra para alentar a los que no miran con buenos ojos la gestión del Gobierno.

Esteban Bullrich se ciñó a valorar las características de sus compañeros de fórmula. “Cómo vamos a aflojar si somos un equipo que le pone el cuerpo a la Provincia”, mencionó, y aseguró que “los vecinos son quienes nos marcan la agenda y nosotros debemos cumplirla porque queremos que cada uno pueda construir su futuro”.

Print Friendly
FacebookTwitterGoogle+Compartir