Andrea Benítez: “Es el momento de la mujer como protagonista”

La dirigente de Podestá anunció su precandidatura a intendente. La ruptura con el peronismo curtista, “queremos unidad en la diversidad”. Críticas al gobierno de Valenzuela.

“Es el momento de la mujer como protagonista de transformación”, proclama Andrea Benítez, referente de la Agrupación Renacer Peronista y presidenta del Centro Cultural Raíces Compañeras. Nacida hace 33 años en Tres de Febrero y vecina de Martín Coronado de toda la vida, es la primera dirigente del peronismo que anuncia su precandidatura a la Intendencia para 2019. Esta trabajadora social propone aportar perspectiva de género y juventud a la política local.

“Estoy preparada para conducir un proyecto y soy candidata para conducir un municipio”, manifestó ante Guía de Noticias. La apuesta es “fruto de una discusión colectiva en conjunto con nuestra agrupación y otros espacios con los que articulamos”, apuntó. Su espacio pertenece a Unidad Ciudadana, pero marca diferencias de construcción tanto con el diputado provincial Juan Debandi como con el Partido Justicialista que encabeza Hugo Curto.

Gran parte de su carrera profesional la desempeñó en el distrito, en la Dirección de Infancia, Adolescencia y Familia en la Municipalidad. “Tengo experiencia laboral en el área de derechos humanos, adultos mayores y discapacidad, que incluye fuero de responsabilidad penal juvenil”, amplió.

Su militancia política y social está asentada principalmente en Pablo Podestá y la zona norte del distrito, en conjunto con su pareja, Martín Hermann. En este marco, desde septiembre es miembro de la comisión directiva de la CTA de los Trabajadores San Martín – Tres de Febrero, como representante del Frente Barrial.

Benítez sale a la cancha con la convicción que el peronismo debe hacer autocrítica para volver a ser gobierno. “La situación actual de Tres de Febrero tiene que ver con el deterioro de los últimos años de la gestión curtista”, sentenció. “Es necesario hacer una autocrítica y reconocer que los últimos años del peronismo no le dieron a los vecinos la posibilidad de ser escuchados para entender cuáles eran las demandas. Eso dio lugar a un gobierno de derecha”, analizó.

¿Por qué quiere ser intendente?

Entendimos, por la coyuntura nacional, que es el momento de la mujer como protagonista de un momento de transformación. Que aporta un valor agregado. Y en lo local, donde un barón del Conurbano gobernó 24 años y posteriormente gobierna otro intendente varón, la figura de la mujer da cierto protagonismo a una mirada diferente. Y por otro lado voy a pelear para que el peronismo vuelva a gobernar, el campo nacional tiene que volver a gobernar. Necesita el peronismo generar un marco de modernización y eficiencia, pero dentro de la justicia social. No tomar ninguna decisión que vaya en detrimento de los trabajadores, vecinos de a pie, jubilados y docentes. Y que no permita tampoco que intereses de otras áreas no vinculadas a la política tengan injerencia en las decisiones de la política pública.

¿Qué ofrece a diferencia de los otros sectores peronistas?

La unidad es el marco que nos va a permitir recuperar la representatividad de la sociedad argentina. La unidad tiene que ser del campo popular, porque la gente la pasa muy mal y requiere que la fragmentación sea evitada. Debemos lograr así que el vecino vuelva a confiar en que podemos gobernar y generar políticas públicas diferentes. Creemos en la unidad en la diversidad. No tenemos que ser obsecuentes con desarrollos que no nos representan o que nos llevaron a la derrota en las últimas elecciones. Por eso, la PASO nos puede ayudar a saldar las diferencias. La calle es donde se debe construir con los vecinos, y que ellos elijan cuál es el proceso que dentro del campo popular sienten que más los representan ¿Cuál es nuestro límite? Las convicciones. Estamos de acuerdo con la unidad en base a un eje programático en donde las decisiones sean siempre en favor del pueblo y no en su contra. Por ejemplo, tipos que votaron el presupuesto de hambre el otro día no puede llamarse peronistas.

¿Qué diagnóstico hace del distrito?

En las áreas más sensibles, el gobierno de Valenzuela no resolvió nada. En primer lugar la inseguridad. Llegó Cambiemos con el argumento que la mano dura, una lavada de cara y un COM maravilloso iban a resolver los problemas. Pero siguen sin respuesta y con asesinatos más fuertes. Al área de mi especialidad, Desarrollo Humano, el municipio le bajó el rango de secretaría a subsecretaría, lo cual supone una reducción en los recursos y en la toma de decisiones. Por otro lado necesitamos una estructura de salud para abordar las situaciones que en el segundo y tercer nivel de atención no se pueden responder. Los vecinos hoy encuentran las salitas abiertas, pero sin recursos. Tampoco ofrecemos la regularidad en la atención, mientras que San Martín generó un número de teléfono que organiza los turnos para que el vecino sea atendido en la fecha más próxima en cualquier salita. Y hay que incorporar la perspectiva de género a las determinaciones municipales. La mirada de una mujer al frente de la gestión puede aportar un condimento distinto. Por ejemplo, tenemos 27 jardines municipales que podrían tener salas de maternal para que las mujeres jóvenes y trabajadoras que lo necesiten dejen a sus hijos antes de ir al trabajo.

Print Friendly, PDF & Email
Share